Seguro que has escuchado alguna vez el dicho “los ojos son la ventana del alma”, pero lo que seguramente no sabes es que la boca es la ventana a tu salud general. Aunque te suene sorprendente, tu salud oral está conectada con muchas otras condiciones de salud que van más allá de la cavidad oral.

En ocasiones, el primer síntoma de una enfermedad que ocurre en cualquier otra parte del cuerpo, se da a conocer en tu boca. En otras ocasiones, las infecciones de tu boca como la enfermedad periodontal, también pueden provocar problemas en otras zonas del cuerpo. De hecho, la enfermedad periodontal es probablemente la afectación oral que más conectada está con la salud general. La diabetes, las enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer, están relacionados con los problemas de las encías.

Estas son algunas de las enfermedades  o situaciones que pueden tener relación con la salud oral:

  • Enfermedad cardiovascular: muchos estudios han demostrado que los problemas cardiovasculares están relacionados con la enfermedad periodontal. Cuando ésta está presente aumentan las probabilidades de sufrir ataques al corazón o derrames cerebrales.
  • Embarazo y nacimiento: la enfermedad periodontal está relacionada con los nacimientos prematuros. Este es uno de los motivos por los cuales debes cuidar de tu boca durante el embarazo.
  • Diabetes: la diabetes aumenta el riesgo de sufrir enfermedad periodontal, caries, pérdida dental, boca seca y otras infecciones orales. Por otro lado, una mala salud oral puede complicar el control de la diabetes.
  • SIDA: los problemas orales se incrementan en pacientes con SIDA. Úlceras, boca seca y lesiones orales son típicas en estas personas. En algunos casos, el primer síntoma de la SIDA es una severa infección de las encías.
  • Osteoporosis: los primeros síntomas de la osteoporosis pueden dejarse ver en tus dientes. La pérdida de densidad ósea afecta a la mandíbula, incrementando la posibilidad de pérdida de dientes por culpa de la destrucción ósea. Esto se puede detectar con una radiografía.
  • Otras condiciones: muchas otras enfermedades pueden dar signos de existencia en tu boca antes de que notas que nada va mal en tu cuerpo. Estas incluyen el síndrome de Sjögren, algunos cánceres, trastornos alimenticios, sífilis, gonorrea y abusos de drogadicciones.

Si mantienes los niveles de bacterias de tu boca bajos, estarás previniendo la enfermedad periodontal y demás infecciones orales. El cepillado y el uso del hilo dental a diario, así como las visitas periódicas al dentista, son una buena manera de preservar tu salud oral y tu salud general.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *