¿Por qué tengo los dientes sensibles?

dientes sensibles

¿Te has estremecido alguna vez al comerte un helado? ¿Tomarte un café caliente es toda una utopía para ti? Eso es porque tienes los dientes sensibles de manera que las temperaturas extremas, frío o calor, te generan una sensación muy próxima al dolor.

¿Por qué tengo los dientes sensibles?

En general los dientes están protegidos por un esmalte que los defiende ante estos cambios bruscos de temperatura en los alimentos que ingerimos. Gracias al esmalte no llegamos a percibir estas sensaciones.

Por tanto, si tenemos los dientes sensibles se debe a que el esmalte que protege nuestros dientes está deteriorado.

¿Por qué se deteriora el esmalte de los dientes?

Casi siempre por una mala higiene bucal que hace que aparezca sarro o caries que se encargan de eliminar el esmalte protector de nuestros dientes.

Sin embargo, el esmalte también puede haber desaparecido como consecuencia de un golpe que haya provocado la rotura de un diente y, por tanto, una vía de acceso a través del esmalte de los alimentos y bebidas.

¿Cómo puedo proteger y recuperar el esmalte de mis dientes?

La clave está, como casi siempre, en la higiene bucal. Debes de esforzarte en fortalecer tus rutinas de higiene bucal. Aparte del cepillado habitual después de cada comida asegúrate de utilizar hilo dental para los espacios entre los dientes y no acabar nunca la rutina sin la utilización de un enjuague bucal potente.

Por otro lado, y si ya tienes sensibilidad dental alta, es recomendable que utilices cualquiera de las pastas dentales que hay en el mercado para dientes sensibles. Estas pastas dentales ayudan a la recuperación del esmalte de los dientes con lo que potencian la protección de éstos ante los cambios de temperatura.

Pero, entonces, ¿por qué me duelen las encías?

En efecto, podrías llegar a plantearte la razón de que te duelan las encías si estamos diciendo que todo se debe a la pérdida del esmalte dental.

En las encías es donde se encuentran las raíces de nuestros dientes y empiezan a doler al ingerir alimentos cuando estas raíces se encuentran al descubierto. Para volver a proteger la raíz del diente tendrás que acudir directamente a tu dentista.

Visítanos o ponte en contacto con nosotros sin ningún tupo de compromiso. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Sensibilidad dental: causas y tratamiento

sensibilidad dental

La sensibilidad dental es muy común en muchos pacientes hoy en día. Estremecerse al comer un helado, molestia al tomar un café caliente…  las temperaturas extremas, frío o calor, te generan una sensación muy próxima al dolor. Es por eso que hoy te contamos el por qué de esta patología y cómo podemos proteger nuestra dentadura.

¿Por qué tengo los dientes sensibles?

En general los dientes están protegidos por un esmalte que los defiende ante estos cambios bruscos de temperatura en los alimentos que ingerimos. Gracias al esmalte no llegamos a percibir estas sensaciones. Por tanto, si tenemos una alta sensibilidad dental se debe a que el esmalte que protege nuestros dientes está deteriorado.

¿Por qué se deteriora el esmalte de los dientes?

Casi siempre por una mala higiene bucal que hace que aparezca sarro o caries que se encargan de eliminar el esmalte protector de nuestros dientes. Sin embargo, el esmalte también puede haber desaparecido como consecuencia de un golpe que haya provocado la rotura de un diente y, por tanto, una vía de acceso a través del esmalte de los alimentos y bebidas.

¿Cómo puedo proteger y recuperar el esmalte de mis dientes?

La clave está, como casi siempre, en la higiene bucal. Debes de esforzarte en fortalecer tus rutinas de higiene bucal. Aparte del cepillado habitual después de cada comida asegúrate de utilizar hilo dental para los espacios entre los dientes y no acabar nunca la rutina sin la utilización de un enjuague bucal potente.

Por otro lado, y si ya tienes sensibilidad dental alta, es recomendable que utilices cualquiera de las pastas dentales que hay en el mercado para dientes sensibles. Estas pastas dentales ayudan a la recuperación del esmalte de los dientes con lo que potencian la protección de éstos ante los cambios de temperatura.

Pero, entonces, ¿por qué me duelen las encías?

En efecto, podrías llegar a plantearte la razón de que te duelan las encías si estamos diciendo que todo se debe a la pérdida del esmalte dental. En las encías es donde se encuentran las raíces de nuestros dientes y empiezan a doler al ingerir alimentos cuando estas raíces se encuentran al descubierto. Para volver a proteger la raíz del diente tendrás que acudir directamente a tu dentista.

Si tienes cualquier duda y quieres consultarnos, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te atenderemos encantados.