Deporte y salud bucodental

deporte y salud oral

Cada día, más personas son conscientes de la relación entre el deporte y la salud bucodental. Es fundamental conocer la importancia de llevar una vida sana para disminuir el riesgo de enfermedades o posibles efectos negativos en la salud oral. Practicar deporte de manera regular forma parte de un estilo de vida saludable. Y es que una mala salud bucodental puede influir negativamente en el rendimiento deportivo y en la salud general de las personas. Es por eso que hoy os explicamos cómo realmente la salud bucodental y el deporte están relacionadas y cómo puede influir una a otra.

¿Cómo puede influir en la práctica deportiva una salud bucal deficiente?

Caries y erosión dental

La práctica de deporte de forma regular suele ir asociada a un incremento de la respiración bucal, el estrés asociado a la competición y la deshidratación producen una reducción del flujo salival, que unida a la ingesta frecuente de bebidas y alimentos ricos en azúcar como la ingesta de zumos y bebidas deportivas con ph ácido bajo, aumentan el riesgo la erosión del esmalte dental y la de caries e hipersensibilidad dental.

Enfermedad periodontal

Los deportistas están sometidos a un gran estrés psicológico y físico. Es por eso que este es otro factor de riesgo, además de la falta de higiene, que les hace más susceptibles a patologías periodontales.

Bruxismo

La tensión que normalmente acompaña al esfuerzo, hace que el deportista apriete los dientes. Este hábito de apretar o rechinar los dientes es conocido como bruxismo. Es probable que suponga problemas de desgaste dentario, generando hipersensibilidad, fisuras o fracturas dentales que podrían provocar molestia o incluso la pérdida dientes, alterando la masticación y los hábitos respiratorios.

Si tienes cualquier duda sobre la relación del deporte con tu salud oral o deseas realizarnos cualquier consulta, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Blanqueamiento dental: ¡mantén tu resultado!

blanqueamiento dental mantenimiento

Con el tiempo, nuestros dientes van perdiendo su luminosidad y su color natural. Esto es debido a los colorantes que se encuentran en algunos alimentos y bebidas que consumimos normalmente: café, té… Es por eso que el blanqueamiento dental es el tratamiento perfecto para eliminar manchas superficiales del esmalte dental.

Muchos pacientes, tras realizar el tratamiento, se preguntan cuánto tiempo durará el resultado de un blanqueamiento y si existen maneras de mantener el color blanco más tiempo. Es por eso que hoy os contamos todo lo que debéis saber sobre este tratamiento y una serie de consejos para mantenerlo durante más tiempo.

¿Qué debes saber sobre un blanqueamiento dental?

  • Un blanqueamiento dental siempre debe ser realizado por un odontólogo, ya que el paciente debe ser previamente evaluado para evitar riesgos.
  • Un blanqueamiento puede durar varios años, aunque todo dependerá de los hábitos alimenticios y la higiene bucal de cada paciente.
  • Los resultados visibles de este tratamiento son inmediatos cuando es realizado por un odontólogo al aplicar aclaradores químicos.

¿Cómo puedes mantener los resultados después del tratamiento?

  • Cepilla tus dientes después de cada comida.
  • Evita fumar.
  • Reduce el consumo de té, café o alimentos con colorantes.
  • Utiliza seda dental.
  • No es recomendable usar pasta de dientes blanqueadora más de dos veces a la semana, ya que podría dañar el esmalte dental.

Si tienes cualquier duda sobre el mantenimiento de tu blanqueamiento o deseas realizarnos cualquier consulta, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

¿Por qué tengo los dientes sensibles?

dientes sensibles

¿Te has estremecido alguna vez al comerte un helado? ¿Tomarte un café caliente es toda una utopía para ti? Eso es porque tienes los dientes sensibles de manera que las temperaturas extremas, frío o calor, te generan una sensación muy próxima al dolor.

¿Por qué tengo los dientes sensibles?

En general los dientes están protegidos por un esmalte que los defiende ante estos cambios bruscos de temperatura en los alimentos que ingerimos. Gracias al esmalte no llegamos a percibir estas sensaciones.

Por tanto, si tenemos los dientes sensibles se debe a que el esmalte que protege nuestros dientes está deteriorado.

¿Por qué se deteriora el esmalte de los dientes?

Casi siempre por una mala higiene bucal que hace que aparezca sarro o caries que se encargan de eliminar el esmalte protector de nuestros dientes.

Sin embargo, el esmalte también puede haber desaparecido como consecuencia de un golpe que haya provocado la rotura de un diente y, por tanto, una vía de acceso a través del esmalte de los alimentos y bebidas.

¿Cómo puedo proteger y recuperar el esmalte de mis dientes?

La clave está, como casi siempre, en la higiene bucal. Debes de esforzarte en fortalecer tus rutinas de higiene bucal. Aparte del cepillado habitual después de cada comida asegúrate de utilizar hilo dental para los espacios entre los dientes y no acabar nunca la rutina sin la utilización de un enjuague bucal potente.

Por otro lado, y si ya tienes sensibilidad dental alta, es recomendable que utilices cualquiera de las pastas dentales que hay en el mercado para dientes sensibles. Estas pastas dentales ayudan a la recuperación del esmalte de los dientes con lo que potencian la protección de éstos ante los cambios de temperatura.

Pero, entonces, ¿por qué me duelen las encías?

En efecto, podrías llegar a plantearte la razón de que te duelan las encías si estamos diciendo que todo se debe a la pérdida del esmalte dental.

En las encías es donde se encuentran las raíces de nuestros dientes y empiezan a doler al ingerir alimentos cuando estas raíces se encuentran al descubierto. Para volver a proteger la raíz del diente tendrás que acudir directamente a tu dentista.

Visítanos o ponte en contacto con nosotros sin ningún tupo de compromiso. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

¿Qué debemos hacer ante una fractura dental?

fractura dental

El esmalte de los dientes es el tejido más duro del cuerpo humano. Aún así, eso no significa que no pueda ocurrir una fractura dental. Aunque no es habitual, puede ocurrir que, por un golpe o por morder algún alimento demasiado duro, un diente se rompa o se fracture por alguna parte.

Cuando esto ocurre, no debe cundir el pánico. Hoy en día, la odontología dispone de muchos recursos para reparar una fractura dental y recuperar la estética de la sonrisa.

¿Qué debemos hacer ante una fractura dental?

Lo más indicado es acudir al dentista lo antes posible para evitar que el diente se pueda dañar más. Una infección podría desencadenar en la pérdida del diente. Si el diente fracturado es un incisivo, hay que sumergir el diente en suero fisiológico o leche e ir rápidamente al dentista y con unas técnicas avanzadas lo podrá recolocar en diente roto.

Si sentimos dolor, podemos tomar un analgésico o antiinflamatorio y, a la hora de comer, elegir alimentos blandos e intentar no morder o masticar con la pieza rota. Si la fractura del diente ha dejado los bordes cortantes, debemos tener mucho cuidado para no hacernos daño también en la lengua, el labio o la mejilla.

La reconstrucción del diente puede ser más sencilla o más compleja dependiendo del estado en que haya quedado. Si la fractura es pequeña, el odontólogo puede reparar el daño con un relleno o resina del mismo color que el esmalte. Si, por el contrario, se trata de un fragmento grande, se eliminar la parte restante y cubrir el hueco con una corona dental diseñada para proteger el diente y mejorar su apariencia. Una solución estética para un diente roto o astillado es una carilla dental. Se trata de una fina capa de porcelana o resina, del mismo color de los dientes, que cubre toda la parte frontal y que puede incluir con una sección más gruesa para reemplazar la parte rota de la pieza.

Si tienes cualquier duda o deseas realizarnos una consulta, ponte en contacto con nosotros. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Diabetes y salud bucodental

diabetes y salud bucodental

La diabetes y la salud bucodental están directamente relacionadas, ya que dientes y encías son una parte del cuerpo que sufre especialmente los efectos de la diabetes. Por lo tanto, su buen estado y su buen cuidado es aún más fundamental en las persona diabéticas. Existe una relación clara, directa y recíproca entre la diabetes y las enfermedades de las encías. No solo los diabéticos tienen más riesgo de sufrir una enfermedad periodontal (3 o 4 veces más que el resto),  sino que la presencia de trastornos en las encías pueden identificar precozmente el desarrollo futuro de esta enfermedad.

Diabetes y salud bucodental: tratamiento

El dentista puede contribuir al diagnóstico precoz de la diabetes y, con sus cuidados, ayudar al control de la enfermedad. Es importante acudir al dentista si se detectan síntomas como encías enrojecidas, inflamadas, sensibles o que sangran con facilidad. Un diabético que no se trata adecuadamente tiene una mayor susceptibilidad a las infecciones, boca seca, halitosis y retraso en la cicatrización de las heridas, entre otros problemas bucales.

Sufrir una infección en las encías, como la gingivitis o la periodontitis, también puede afectar a los niveles de azúcar en sangre. Por eso, tener unos hábitos de higiene dental correctos, puede ayudar a mantener una buena salud bucodental y a controlar la diabetes.

Las enfermedades periodontales son más frecuentes y suelen estar más avanzadas en diabéticos así que una buena higiene oral será fundamental para estos pacientes. La periodontitis puede ser un primer signo de diabetes y, si no se controla, puede hacer empeorar a la diabetes. Por otro lado, un buen tratamiento de las enfermedades de las encías puede mejorar el control de la diabetes.

Si tienes cualquier duda o crees que puedes sufrir esta enfermedad, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Higiene oral con ortodoncia

higiene dental con ortodoncia

La higiene oral con ortodoncia es fundamental y  debemos mantener un especial cuidado. Los tratamientos de ortodoncia suelen durar varios meses ya que recolocar y alinear las piezas dentales, en algunos casos, puede ser un proceso lento. Durante este tiempo, se deben seguir una serie de pautas para la higiene oral con ortodoncia. De esta forma, podremos evitar que, para solucionar un problema de estética dental, pueda surgir alguno de salud bucodental, como las caries o enfermedades de las encías.

Mantener la salud de los dientes y brackets 

  • El éxito de un tratamiento de ortodoncia recae en realizar una correcta higiene y mantenimiento de dientes y brackets. Para el cepillado de los dientes con ortodoncia, existen cepillos especiales con filamentos en forma de V ideales para limpiar dientes y aparatos de manera eficaz.
  • Es recomendable utilizar una pasta dental específica para ortodoncia. También es fundamental el uso de cepillos interproximales, que ayudan a limpiar los pequeños espacios entre el diente y el aparato, así como también el espacio entre dientes.
  • El cepillado debe realizarse por la parte frontal del diente, primero en sentido horizontal y después vertical. El resto de la boca, puede cepillarse de la manera habitual.
  • Para completar la higiene, es recomendable usar irrigadores orales con boquilla especial para ortodoncia y finalizar con un enjuague con colutorio.
  • Durante el tiempo que dura el tratamiento de ortodoncia, es fundamental realizar la higiene dental después de cada comida. Es muy habitual que queden restos de alimentos en los brackets, que facilitan la formación de placa bacteriana y aumentan el riesgo de caries y enfermedades de las encías.
  • Es recomendable evitar alimentos duros o pegajosos puedan romper o deformar los aparatos. Debemos procurar no cortar los alimentos con los dientes sino llevarlos a la boca en pequeñas porciones.
Si tienes cualquier duda sobre la higiene dental con ortodoncia, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Consejos para cuidar los dientes de tu bebé

Cuidar dientes de tu bebé

Los dientes de tu bebé evolucionan en cada etapa de su vida, ya que conlleva una exposición distinta a riesgos dentales específicos. Esto comporta una adecuación de las actuaciones preventivas en cada situación. De esta forma, podemos evitar las patologías a las que somos más vulnerables y estamos mayor expuestos. En la primera etapa de la vida, en los bebés, los hábitos de higiene bucal durante este periodo pueden marcar la salud de sus dientes. Es por eso que debemos ir con especial cuidado si queremos evitar posibles patologías en un futuro.

Hábitos recomendados
 
Esperar a que salgan los primeros dientes

Hasta que no salgan los primeros dientes, alrededor de los seis meses de edad, las técnicas como el cepillado, el hilo dental o los enjuagues bucales no tienen que ser empleados durante esta etapa. Sí que se les debe aplicar unos cuidados especiales para minimizar su exposición a ciertos factores de riesgo. Hablamos de tomar medidas para evitar la caries del biberón, dar al bebé una cantidad adecuada de flúor y aplicar unos primeros cuidados dentales con una gasa húmeda.

Dar la cantidad adecuada de flúor

Todo el mundo conoce las saludables propiedades del flúor para fortalecer los dientes pero lo que no sabe la mayoría de personas es que estos beneficios también se pueden conseguir incluso antes que aparezcan los primeros dientes. Por eso podemos fortalecer el esmalte de las futuras piezas dentales dando la cantidad adecuada de flúor a nuestro bebé. Hay varias maneras de administrar flúor a los recién nacidos, que van desde el agua fluorada, la sal o algunos comprimidos con flúor. Así que lo mejor será consultar con el dentista de Centro Dental Pedralbes o con el pediatra para determinar la mejor solución.

Evitar la caries del biberón

La caries del biberón es el mayor riesgo dental al que están expuestos los bebés. Se debe a una exposición habitual y extensa de los dientes temporales a líquidos que contienen azúcar. Esto significa que la leche, sus sustitutivos o los zumos de frutas pueden provocarla. Suele suceder cuando los bebés se quedan dormidos con el biberón en la boca y exponen sus dientes a los líquidos azucarados que actúan negativamente en la dentina. Es por este motivo que se debe evitar que el bebé se duerma con el biberón en la boca o, si lo hace, que sea con un biberón con agua. En caso de amamantar todavía al bebé, pregúntale al pediatra o dentista cuál es la mejor manera de prevenir la caries del biberón. Además, también será necesario limpiar los dientes y encías del bebé después de cada comida con una toallita húmeda para eliminar los azúcares

Vigilar con ciertos medicamentos

Hay ciertos medicamentos, como algunos antibióticos que contienen tetraciclina, que pueden pigmentar los dientes del bebé si son tomados por la madre durante la segunda parte del embarazo o la lactancia del niño..

Si tienen cualquier duda referente al cuidado de los dientes de tu bebé, no dude en ponerse en contacto los profesionales de su clínica dental en Barcelona. El odontopediatra de Centro dental Pedralbes le ayudará en el cuidado de la sonrisa de los más pequeños.

Si tienes cualquier duda, puedes visitar nuestra página web donde informamos de los tratamientos de odontopediatría que llevamos a cabo en la clínica: https://centrodentalpedralbes.com/odontopediatria/


También te animamos a que nos visites en nuestra clínica de Barcelona sin ningún tipo de compromiso. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

El correcto uso del hilo dental

Uso del hilo dental

El uso del hilo dental se encuentra entre los buenos hábitos de higiene bucodental que menos extendidos están. Se calcula que el 70% de la población no lo utiliza a pesar que es uno de los mejores aliados para luchar contra las enfermedades de las encías. El hilo dental, si se utiliza correctamente, ayuda a eliminar la placa y los restos de comida de lugares donde el cepillo dental no tiene acceso fácilmente: debajo de la encía y entre los dientes. Por eso, es importante que el uso del hilo dental forme parte de la higiene dental diaria.

¿Cómo usarlo correctamente?

El hilo dental no es difícil de utilizar pero es necesario conocer la técnica y los trucos para su correcta aplicación.

  • Para la higiene dental diaria, basta con coger unos 40 cm de hilo y enrollarlo en los dedos medios de las dos manos.
  • El hilo debe cogerse con el índice y el pulgar de cada mano, en tramos de unos 6 cm, para tensarlo y deslizarlo suavemente entre los dientes, frotando el  borde de cada pieza dental con el hilo, de arriba abajo.
  • Es importante llegar lo más cerca posible de las encías sin golpearlas ni lesionar el tejido gingival.
  • En cada diente, hay que ir usando nuevos tramos de hilo limpio.
  • Una vez finalizado el recorrido por toda la dentadura, el enjuague final con colutorio ayudará a eliminar definitivamente la placa y los restos de alimentos de nuestra boca.

Lo ideal sería realizar esta operación cada vez que nos laváramos los dientes pero, en caso que no sea posible, por lo menos una vez al día hay que realizar una higiene bucodental como esta.

En nuestra web, podrás consultar todos los tratamientos que ofrecemos en CDP respecto a higiene dental:

 https://centrodentalpedralbes.com/tratamientos-dentales-barcelona/

Si tienes cualquier duda o quieres que te aconsejemos, no dudes en visitarnos. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

Extracción de una pieza dental: precauciones

Extracción de una pieza dental

La extracción de una pieza dental dañada o defectuosa, aunque no sea del agrado de paciente y dentista, se debe llevar a cabo en situaciones donde no hay más remedio. La causa más común que obliga a realizar una exodoncia es la destrucción de la pieza dental. Esto se debe a la caries o a una infección crónica. También, a veces, es necesario extraer alguna pieza dental para facilitar la colocación de una prótesis o durante tratamientos de ortodoncia en los hay una gran falta de espacio.

Puntos a tener en cuenta tras la extracción dental

  • Una extracción dental puede ser una intervención más o menos compleja según la posición, el tamaño o el estado de la pieza dental a retirar. Tras la intervención, es habitual que el odontólogo prescriba analgésicos, antiinflamatorios o antibióticos para disminuir las molestias y facilitar la recuperación.
  • Por el efecto de la anestesia, hay que tomar precauciones en las horas posteriores a la intervención ya que el paciente, al tener los labios y la lengua insensibilizados, podría morderse sin sentir dolor. Por eso, se recomienda no comer durante este intervalo de tiempo y, una vez desaparecidos los efectos de la anestesia, comer alimentos fáciles de masticar y de deglutir.
  • Tras una exodoncia es fundamental extremar la higiene bucodental si se quiere evitar una posterior infección. Hay que cepillarse los dientes con cuidado, con un cepillo de dientes suave y vigilando especialmente al pasar por la zona afectada. También se pueden realizar enjuagues con clorhexidina.
  • El sangrado de la encía no debe prolongarse demasiado. En el caso que persista o se noten signos de infección (inflamación, dolor agudo y constante…) se debe acudir de nuevo al odontólogo.
  • Para facilitar una correcta coagulación de la zona afectada, los pacientes fumadores han de evitar fumar durante las 24 horas posteriores a la extracción.

Recuerda que si sientes cualquier molestia en tu boca, debes acudir de inmediato a la clínica para que podamos ayudarte. Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.

¿Tu higiene dental diaria es completa?

realizar una correcta higiene dental

Realizar una correcta higiene dental todos los días es uno de los hábitos más importantes para tener una buena salud bucodental. En casa, debemos dedicar unos minutos al día a limpiar y cuidar nuestros dientes y encías para que se mantengan sanos por mucho tiempo. Los ideal es lavarnos los dientes después de cada comida, tres veces al día, pero si no es posible por lo menos debemos realizar la higiene dental por la mañana y, sobretodo, antes de ir a dormir.

Etapas de una higiene dental completa:

 

1. Cepillado de los dientes: el cepillado es fundamental para limpiar los dientes para que no queden restos de comida ni manchas en el esmalte.

2. Hilo dental: el hilo dental nos ayuda a eliminar la placa y los restos de comida de entre los dientes y en lugares donde el cepillo dental no tiene fácil acceso. 

3. Enjuague bucal: finalmente, el colutorio completa la higiene dental, proporcionando frescor y ayudándonos a eliminar la placa y a mantener el aliento fresco durante más tiempo.

El cepillado dental es una práctica muy extendida y cada vez más consolidada en nuestra sociedad. Pero, tanto el uso del hilo dental como el enjuagado final con colutorio, son pasos que mucha gente se salta por pereza, falta de tiempo o falta de hábito. Una correcta higiene bucodental nos ayudará a mantener nuestra boca sana, a prevenir enfermedades de las encías y a evitar la caries. Además, si por lo menos una vez al año acudimos al dentista a realizarnos una limpieza profesional y una revisión, tendremos muchas más garantías de que nuestra salud bucodental está en plena forma.

En nuestra web puedes encontrar todos nuestros tratamientos relacionados con la higiene dental, para que puedas ver en qué consisten y tener información https://centrodentalpedralbes.com/tratamientos-dentales-barcelona/

 

Te animamos a que nos visites en nuestra clínica de Barcelona, ¡te atenderemos encantados! Nos encontrarás en Passeig de Manuel Girona 12, Barcelona.